Colección Antropológica

El aparejo es un objeto usado en las monturas de burros, caballos y mulos. Ocasionalmente también se utiliza para monturas de bueyes. En las áreas rurales, es aún muy utilizado para el transporte de cargas de un lugar a otro.

Para la confección de un aparejo se hace una selección de fibras naturales, con las cuales se elabora un manojo. Las fibras se pueden obtener de matas de plátano, pencas de guano o cana, o una combinación de esos materiales. Estos, se colocan formando un grueso atado alargado y parejo, al que luego se le da la forma del aparejo uniendo los dos extremos, de tal manera que no se note la unión. El proceso de fabricación culmina poniendo en la parte superior una tira de aproximadamente unos 9 cm de ancho de cuero de chivo para protección y dureza. Este cuero es fijado a la superficie por el sistema de cocido desde los bordes, que se hace con hilo de cabuya o sintético.

En la exposición Con las manos y con la cabeza: Artesanía como una constante creativa, en el Ámbito 4 Resolver Creando/cuando la necesidad se pone a diseñar, se exhiben tres monturas como esta, piezas de la colección del Centro León.

La exposición permanecerá abierta al público hasta el día 20 de julio de 2014.

Valora este artículo
(4 votos)
Modificado por última vez en Lunes, 21 Septiembre 2015 12:10
  • Filtro:
Reset