Congreso MIC. Decreto presidencial consagra el Día Nacional del Merengue

Los músicos, historiadores, musicólogos, comunicadores y críticos que participaron en el Congreso Música, Identidad y Cultura en el Caribe, que se celebró en el Centro León, habían reclamado la necesidad de que cada año se celebrara el baile insignia de los dominicanos.

A partir de 2005, cada 26 de noviembre será celebrado en República Dominicana como el Día Nacional del Merengue. La decisión del Presidente Leonel Fernández, que está contenida en el decreto 619-05, le da respuesta a una iniciativa que surgió en el I Congreso Música, Identidad y Cultura en el Caribe, que se celebró durante el mes de abril en el Centro Cultural Eduardo León Jimenes. En el cónclave, que estuvo dedicado a los 150 años del merengue, los músicos, historiadores, musicólogos, comunicadores y críticos que participaron en los debates elaboraron la propuesta de que los dominicanos celebraran cada año la permanencia del merengue, que es el ritmo musical más antiguo del Caribe que aún está vigente y goza de gran popularidad. “Este reconocimiento a nuestro merengue sigue consagrando los resultados del I Congreso Internacional Música Identidad y Cultura en el Caribe –declaró recientemente Rafael Emilio Yunén, director general de la institución cultural–. Cierta y justamente hay que reconocer el esfuerzo del Secretario de Estado de Cultura, Lic. José Rafael Lantigua, quien junto a otras instituciones, entre las que destaca el Instituto de Estudios Caribeños, han colaborado para conseguir este reconocimiento al merengue como símbolo dominicano”.

El Congreso “El merengue en la cultura dominicana y del Caribe”, que fue organizado por el Instituto de Estudios Caribeños, el Centro León y la Secretaría de Estado de Cultura, se celebró entre el 8 y el 10 de abril de 2005 e incluyó un amplio programa de actividades durante varios meses. El evento estuvo dirigido a los investigadores de la música, estudiosos de la sociedad y la cultura, músicos, cantantes, autores, educadores y comunicadores sociales, así como corporaciones y empresas que auspician presentaciones artísticas o que tienen fundaciones culturales. El Grupo León Jimenes, la Secretaría de Cultura y Verizon fueron sus principales auspiciadores.

En el anuncio oficial del reconocimiento, José Rafael Lantigua, secretario de Estado de Cultura, aseguró que “nada nos identifica más a los dominicanos como el merengue: su letra incisiva y acusadora, su ritmo alegre, su savia cuestionante de nuestra realidad, su estela vigorosa, su dinámica transformadora que a través de su expresión sincopada parece advertirnos de la necesidad de ajustar sus cánones primigenios a la propia realidad cambiante del pueblo que lo engendra y lo disfruta”, expresó Lantigua. La Secretaría de Estado de Cultura formula ahora la propuesta para que la Unesco declare al merengue como Patrimonio Cultural de la Humanidad, tal y como ocurriera en 2005 con el Teatro Cocolo Danzante de San Pedro de Macorís y, en 2001, con la Cofradía de los Congos del Espíritu Santo de Villa Mella.

La próxima edición del Congreso Música, Identidad y Cultura en el Caribe se celebrará en el Centro León en 2007 y estará dedicado al son y la salsa.

CV