Exposición. Arte y creencias en Voces y visiones

Palabras pronunciadas por Rafael Emilio Yunén, director general del Centro León, en la inauguración de la exposición Voces y visiones: Selecciones de la colección permanente de El Museo del Barrio, New York, USA.

Arquitecta Lidia León Cabral, Directora General de la Fundación Eduardo León Jimenes (FELJ), y quien esta noche también ostenta la representación de Don José León, Presidente de la FELJ y del Centro León. Don Franklin León Herbert, Vicepresidente del Grupo León Jimenes. Don Guillermo León Herbert, Vicepresidente Ejecutivo de La Aurora Doctora Fátima Bercht, Curadora Principal de la exposición Voces y Visiones y Decana de los Curadores (Senior Curator) de El Museo del Barrio. Profesora Angela García, Gerente de Servicios Culturales del Centro León. Arquitecto Pedro José Vega, Coordinador de Exposiciones del Centro León. Señores funcionarios del Grupo León Jimenes.

Autoridades de la Secretaría de Cultura y representantes de organismos oficiales. Representantes de instituciones artísticas y culturales, así como de distintas organizaciones e invitados especiales que nos acompañan desde Santo Domingo. Señoras y señores:
Agradecemos su presencia en la apertura de este extraordinario proyecto expositivo que de seguro constituirá un verdadero acontecimiento en la vida cultural de República Dominicana y de la Región del Caribe. La presentación de esta exposición, por primera y única vez fuera de Estados Unidos, ha sido posible por los auspicios de la Fundación Eduardo León Jimenes, Inc. y la colaboración del Consejo Directivo y el personal de El Museo del Barrio, especialmente de su actual Director, Dr. Julián Zugazagoitia.

El Museo del Barrio, principal institución cultural latina y latinoamericana de Nueva York, fue fundado en 1969 por un grupo de educadores, artistas y activistas comunitarios puertorriqueños en la zona de habla española del nordeste de Manhattan conocida como “El Barrio”.

Al paso del tiempo, El Museo se fue transformando... El pequeño y vibrante centro cultural para los residentes puertorriqueños de East Harlem es hoy un extraordinario museo dedicado a preservar, exhibir e interpretar el arte y la cultura no sólo de los puertorriqueños, sino de todos los latinoamericanos y caribeños que viven en Estados Unidos.

El Museo del Barrio tiene un impacto significativo en la vida cultural de la ciudad de Nueva York y es una parada obligatoria en el recorrido por los museos ubicados en la Quinta Avenida. Su colección permanente consta de una variedad de 6,500 obras del Caribe y América Latina, incluyendo piezas precolombinas de la cultura taína, artes tradicionales, grabados del siglo XX, dibujos, pinturas, esculturas e instalaciones contemporáneas, así como fotografías, películas documentales y vídeos. Gracias al continuo florecimiento y exploración de su colección, El Museo del Barrio alcanza a un público muy diverso. A través de exposiciones, publicaciones y programas públicos bilingües, sirve como puente entre los integrantes de la comunidad latina, su extraordinario legado cultural y la rica oferta artística de la ciudad de Nueva York.

Hoy nos sentimos grandemente honrados con la presencia de una de las principales autoridades de El Museo del Barrio, la doctora Fátima Bercht, quien ha sido especialmente invitada por la Fundación Eduardo León Jimenes, Inc., para que participe en los diversos actos que se han preparado con motivo de la magnífica exposición que se inaugura esta noche y de la cual ella fue su Curadora Principal. La doctora Bercht es una distinguida museóloga de origen brasileño, muy reconocida por sus trabajos sobre arte y cultura latinoamericanos, los cuales ha realizado en los Estados Unidos. Es graduada de la Escuela de Bellas Artes Fundación Armando Alvares Penteado, en Sao Paulo. Posteriormente completó sus estudios de postgrado en el Departamento de Historia del Arte y Arqueología de la Universidad de Columbia. Desde 1988 hasta 1994 fue directora de artes visuales en la institución Americas Society y luego pasó a trabajar en El Museo del Barrio donde ha realizado importantes investigaciones y publicaciones, así como otros proyectos educativos y culturales.

A lo largo de toda su fructífera vida profesional, la Dra. Bercht ha organizado numerosas exposiciones de arte latinoamericano y además ha dictado muchas conferencias sobre el tema. Siempre trabajando con equipos multidisciplinarios, Fátima Bercht ha dirigido y co-dirigido importantes proyectos expositivos. Además de Voces y visiones: selecciones de la colección permanente de El Museo del Barrio, también se destacan: Santos: esculturas entre el cielo y la tierra (1996); Taíno: arte y cultura precolombina del Caribe (1998-1999); O fío da trama: Arte brasileño contemporáneo (2001); y la reciente muestra itinerante denominada 2000 años de Retratos Latinoamericanos (2004).

Es autora de varias publicaciones, especialmente sobre temas relacionados con el arte moderno y contemporáneo. Fue la editora de Latin American Artists of the Twentieth Century (1993), autora del prólogo de St. James Guide to Hispanic Arts (2002) y co-editora de MoMA at El Museo: Latin American and Caribbean Art from the Collection of the Museum of Modern Art (2004).

Voces y visiones se originó principalmente para ofrecer un excelente material de documentación e interpretación sobre la cultura artística de los puertorriqueños, latinos, caribeños y latinoamericanos. Dentro de unos momentos pasaremos a ese ambiente tan especial que siente el espectador cada vez que visita Voces y visiones.

Les confieso que para el equipo del Centro León no fue una tarea fácil montar esta excelente muestra debido a la enorme riqueza de argumentos y de símbolos que ella contiene. Hemos respetado la curaduría original y la agrupación de obras en cuatro grandes bloques temáticos, pero también realizamos una adaptación curatorial basada en lo que consideramos que era uno de los ejes fundamentales que unen todos los ámbitos.

Uno de los propósitos de los curadores de El Museo del Barrio cuando concibieron esta exposición era “que Voces y visiones sirviera para promover investigación y publicaciones futuras”. Creo que en el caso de esta versión dominicana de la exposición, ese propósito se ha logrado. Desde el primer momento en que recibimos el listado de obras y el guión original, nuestro equipo de investigación no dejó de pensar en la conceptualización más adecuada y en el diseño museográfico más apropiado para presentar estas manifestaciones artísticas y culturales a nuestra comunidad. Todo esto fue comprobado por la curadora Margarita Aguilar cuando vino a supervisar el montaje de la exposición y nos ofreció excelentes orientaciones sobre el mismo, al tiempo que reconoció el excelente planteamiento museal realizado por el Arquitecto Pedro José Vega.

De esta manera se pudo lograr una museografía distinta a las anteriores versiones de Voces y visiones que se han venido presentando en importantes instituciones culturales de Estados Unidos. Nuestra propuesta se ha basado en que las obras seleccionadas demuestran que, en todos los tiempos y en cualquier sociedad, los sistemas de creencias van acompañados de manifestaciones artísticas. Aunque este argumento es ampliamente aceptado, el debate se abre cuando surgen preguntas como: ¿puede haber arte sin creencias?; ¿pueden sostenerse las creencias sin manifestaciones artísticas que les acompañen?; ¿pueden las creencias y las prácticas sociales modelar la creatividad artística o es el arte el que termina dándole forma a las creencias e incitando nuevas prácticas sociales?

De esta manera, debatiendo y averiguando, descubriendo y planteando, fuimos preparando cuatro grandes escenarios que tratan los siguientes temas: (1) el arte y las creencias políticas; (2) el arte y las posibilidades de la abstracción; (3) el arte y las tradiciones populares que se mantienen por creencias colectivas; y finalmente, (4) el arte y las creencias espirituales. Este último ámbito se subdivide a su vez en cuatro subámbitos: la cosmovisión taína y la artesanía; manifestaciones artísticas de la santería; la producción artística que custodia la tradición del Día de los Muertos y, finalmente, las obras artesanales que acompañan las costumbres católicas populares.

Cada uno de los ámbitos puede sorprender por la diversidad de géneros y por la mezcla de obras pertenecientes a distintas épocas. Sin embargo, queda a opción del visitante encontrar o descubrir el mensaje que se mantiene por encima de esas diferencias. Aquí es que radica el gran valor didáctico de este proyecto expositivo, no sólo porque permite entender la trascendencia de las creencias y de la creación artística, sino porque integra en dicha creación obras de arte popular, artesanal, musical, literario y hasta producciones intangibles, junto a otras obras de cualquier género de las artes visuales pertenecientes a cualquier época.

Por otro lado, la exposición facilita la comparación de las culturas latinoamericanas entre sí. Encontraremos aquí muchas obras de arte de Puerto Rico, precisamente porque esa es la nación que origina la colección de El Museo del Barrio. Aunque parezca increíble, para el público dominicano no es común encontrarse directamente con expresiones culturales puertorriqueñas, ya que el desconocimiento de los valores caribeños ha sido una constante entre nuestros pueblos. Voces y visiones presenta una serie de realizaciones artísticas de Puerto Rico que de seguro sorprenderá a muchos y nos hará más sensibles ante el derroche de creatividad con identidad que caracteriza a la vecina isla, al tiempo que nos llevará a disfrutar de los elementos culturales comunes que tenemos entre sí.

México es otro país muy bien representado en esta selección de El Museo del Barrio, no solamente por el hecho de la gran proporción de emigrantes de ese país que vive en Estados Unidos, sino por la gran influencia que la producción artística mexicana ha tenido en el resto de los pueblos latinoamericanos. Entenderemos aquí como los carteles y grabados artísticos y populares del Taller de Gráfica Popular de México sirvieron de modelos educativos para los famosos portafolios y libros de artista que se produjeron luego en el continente.

Finalmente, podremos apreciar las grandes vinculaciones culturales que existen entre las fiestas, artesanías, tradiciones y otras manifestaciones populares latinoamericanas y caribeñas: desde la cosmología taína hasta los santos de palo; desde el carnaval hasta la santería; desde el mundillo hasta el vudú, solamente para mencionar algunas de las que se encuentran en esta excepcional exposición.

Agradecemos sinceramente a todos los que han hecho posible que Voces y visiones se presente aquí hasta el 15 de enero del 2006. Recordamos aquellos días del año 2001 cuando Carmen Rita Cordero se entrenaba en programas educativos para museos y le tocó la oportunidad de visitar al Museo del Barrio aun cuando el Centro León era solamente un proyecto en papeles. Luego nos visitó Deborah Cullen, curadora del Museo del Barrio, unos meses antes de la inauguración de este edificio para analizar posibilidades de intercambio.

Fue entonces durante el pasado año cuando, junto a la Dra. Bercht, definimos en New York una serie de formas de colaboración, concedimos el préstamos de una obra de Colson para la exposición Retratos y conocimos a Angela García quien decidió entonces unirse al Centro León. Y en el 2005, fuimos de nuevo con Lidia León a dar los últimos toques con la curadora Margarita Aguilar para que se cristalizara la posibilidad de que Voces y visiones viajara hasta aquí.

Aunque el Museo del Barrio cumplió recientemente 25 años de fundado y el Centro León apenas arriba a su segundo aniversario de apertura pública, ambas instituciones han desarrollado intensas y provechosas relaciones debido a la afinidad de criterios que existe para concebir y programar nuestros respectivos proyectos y actividades.

Quisiéramos que Voces y visiones pudiera permanecer más tiempo en exhibición para que más y más dominicanos puedan disfrutarla, pero los próximos compromisos institucionales nos llevan a recibir otras muestras internacionales a partir de febrero de 2006 que pronto anunciaremos con más detalles.

Agradecemos el entusiasmo contagiante y el esfuerzo de Fátima Bercht por estar presente entre nosotros y les invitamos a todos a la conferencia que ella ofrecerá mañana en el Auditorio a las 7 de la noche. Otras actividades del programa formativo que acompaña a Voces y visiones se encuentran en la hoja anexa al brochure de la exposición que se les ofrecerá dentro de unos momentos.

Finalmente, agradecemos a la Fundación Eduardo León Jimenes que con la contribución de los Hermanos León Asensio y del Grupo León Jimenes hacen posible estos interesantes proyectos expositivos, los cuales han convertido al Centro León en un lugar donde todo el mundo se encuentra con gente que sale al encuentro de todo el mundo. ¡Disfrutemos de Voces y visiones! Santiago de los Caballeros 8 de noviembre de 2005

Rafael Emilio Yunén