"La cultura sostuvo el movimiento revolucionario de abril"

Los panelistas abordaron el impacto de la Guerra de Abril en los procesos artísticos dominicanos. La actividad fue realizada en el Auditorio del Centro León.

La Guerra de Abril impactó los procesos artísticos dominicanos en todas las artes: visuales, dramáticas, literarias, musicales... El poeta Tony Raful y el artista del lente Thimo Pimentel intercambiaron ideas sobre este tema desde su experiencia personal y profesional sobre la cultura durante la guerra de Abril en un Encuentro con la memoria, celebrado en el Centro León.

Pimentel partió del impacto que la Guerra de Abril causó en los procesos de producción artísticos dominicanos. Citó y mostró las piezas de artistas visuales reconocidos, como Ada Balcácer, Ramón Oviedo, Silvano Lora, Leopoldo Pérez (Lepe), Asdrúbal Domínguez, José Cesteros, Justo Susana, Dionisio Pichardo y Gilberto Hernández Ortega. 

Hizo énfasis en el aporte a las artes gráficas, y aseveró que "las obras gráficas eran apócrifas entre las diferentes fuerzas políticas dentro de la contienda y entre los mismos creadores". También destacó obras pictóricas con el tema de la revolución como Hombre disparando, de Paul Giudicelli y otras creaciones de Silvano Lora y Leopoldo Pérez (Lepe).

Al poeta Raful le correspondió explicar lo relacionado a la literatura. "Luego de la muerte de Trujillo se creó un movimiento llamado Arte y Liberación en 1962, por Silvano Lora.” El escritor señala la fama que tomaron los recitales poéticos y exposiciones de arte que este grupo realizaba en el Conde esquina Arzobispo Meriño, en el edificio que alojaba el cabildo de Santo Domingo, el Palacio Consistorial.

La creación de este grupo, anterior al proceso de abril, mostró la fuerza que los movimientos artísticos y culturales que tenía en 1965 y cómo los artistas se vincularon con el lado constitucionalista de la guerra de Abril, según comentó el Premio Nacional de Literatura. Esto anclado a las teorías del arte comprometido que tenían auge en la época. "Sin la cultura era imposible sostener el movimiento de abril. Como le sirvió a Duarte el teatro durante la dominación haitiana", concluyó el político su participación.

Ambos expositores resaltaron la Zona Constitucionalista, que fue punto de convergencia de artistas destacados y comprometidos con esta causa. 

A la actividad moderada por Carlos Andújar, coordinador de Cultura del Centro León, asistieron estudiantes y público interesado en la historia dominicana contemporánea.

Sobre los panelistas

Tony Raful es escritor, poeta y ensayista. Egresado de la carrera de Ciencias Políticas de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), institución donde impartió cátedras durante varios años en la Facultad de Ciencias Jurídicas. Inició su carrera literaria bajo la orientación del Movimiento Cultural Universitario de la Universidad Autónoma de Santo Domingo y del grupo denominado Poetas de post-guerra, surgido a raíz de la Revolución de Abril de 1965.

Ha sido miembro del Partido Revolucionario Dominicano (PRD) y luego del Partido Revolucionario Moderno (PRM). Ha sido Diputado al Congreso Nacional por Santo Domingo, en tres ocasiones y Secretario de Estado de Cultura (2000-2004), entre otras funciones públicas.

El 26 de enero de 2014 recibió el Premio Nacional de Literatura 2014, principal galardón literario de la República Dominicana, otorgado por el Ministerio de Cultura y la Fundación Corripio.

Ha publicado La poesía y el tiempo (1972), Movimiento 14 de Junio, historia y documentos (1983), Ritual onírico de la ciudad y otras memorias (1984), La revolución de abril (1985), El síndrome de Penélope en la poesía dominicana (en colaboración con Pedro Peix, 1986), La ciudad y el amor (en colaboración con Marcio Veloz Maggiolo, Lupo Hernández Rueda y Tomás Castro Burdiez, 1997), Empuñadura de la poesía y la historia (Discurso de ingreso a la Academia Dominicana de la Lengua, 2011), entre otros textos.

Thimo Pimentel es artista visual, educador, gestor cultural y médico. Ha participado en más de 40 exposiciones individuales y colectivas, tanto en el país como en el extranjero. En 1979, obtuvo el premio en Categoría libre de la XIV Bienal Nacional de Artes Plásticas de Santo Domingo. Ha obtenido también otros galardones importantes en su carrera.

Además formó parte del grupo Proyecta, junto a Ada Balcácer, Domingo Liz, Fernando Peña Defilló, Ramón Oviedo, Lepe, Félix Gontier y Gaspar Mario Cruz. Actualmente es el creador de la Trienal Internacional del Tile Cerámico (elit-tile), el evento mundial más importante del tile cerámico que tiene su sede en la República Dominicana.

Presidente de la Fundación Igneri Arte y Arqueología, y fundador del Museo de la Cerámica Contemporánea, así como dirige Punta Cana Art Gallery y Punta Cana Art Center. Es Premio Nacional de Artes Plásticas 2016, otorgado por el Ministerio de Cultura de la República Dominicana.