Al final de la jornada quedó abierta la exposición Lazos Caribeños, una muestra simultánea en 18 países del Caribe, que presenta el pasado y la proyección de la herencia taína.

Publicado en Noticias 2019

Amuleto antropomorfo masculino sedente, con las manos sobre las rodillas.  Presenta grandes ojos y boca típica de éste tipo de objeto.  Tiene dos orificios laterales en las orejas.  Debajo de los brazos hay dos huecos, lo mismo que un hueco entre los pies.

Dato Curioso:

Los amuletos taínos suelen presentar un gran nivel de detalle en los incisos y decoraciones. Esto implica que dominaban el especializado, delicado y difícil oficio del arte en miniatura.

Olla para inhalación, con modelado antropomorfo en un lado y en el opuesto un apéndice para tomar líquidos o inhalar. Laterales con motivos decorativos incisos circulares y triangulares, en algunos casos concéntricos. El apéndice está rodeado de incisos profundos y tiene un agujero en el medio para tomar líquidos o inhalar. El borde superior está reforzado hacia afuera.

Dato Curioso:

Varias culturas antiguas utilizaron la inhalación de sustancias como preparación para sus rituales, en el caso de los taínos el más conocido es el rito de la Cohoba.

De nuestra colección especializada en antropología se recomienda Arte taíno. Onorio Montás.--Santo Domingo: 

Banco Central de la República Dominicana, 1999. 

A propósito de la exposición Tesoros del  Arte Taíno.

Tabla de contenido:

  • Los taínos.
  • Objetos utilizados en el ritual de la cohoba.
  • Adornos personales,
  • Objetos utilitarios.
  • Objetos y diseños ceremoniales o de juego.
Publicado en Exposiciones Mediateca

Ídolo zoomorfo representando posiblemente un manatí, con gran boca y nariz, aunque los ojos recuerdan a los de un humano. Las patas consisten de apéndices no muy bien definidas y presenta una cola que consiste en dos protuberancias. Presenta decoración incisa en el lomo del animal y una base plana.

Dato Curioso:

El movimiento de un manatí se sugiere en la manera quebrada que el realizador juega con el cuerpo del animal. La sensación de movimiento que producen las curvas en el diseño, el grosor, las incisiones y las dimensiones de la pieza proporcionan a esta pieza gran significación social y estética.

La exposición Manglares, bohíos y cemíes: Tesoros del Arte Taíno en el Museo de Antioquia, en la hermosa, artística, alboreada y culturalmente activa ciudad de Medellín, en Colombia, fue ocasión para que aprendamos mucho de este intercambio cultural, de sus gentes y de su cultura.

Publicado en Articulos de Interes

 

Las vasijas de cerámica taínas eran moldeadas con tiras de barro y decoradas con incisiones y colores de minerales y pigmentos de plantas. Usualmente eran secadas al sol o quemadas para endurecerlas y fortalecerlas. Los tamaños y formas de varios de los objetos cerámicos revelan sus diferentes funciones: para almacenar líquidos, proteger los granos de los insectos y roedores o para preservar los restos de un muerto. Las vasijas más simples eran usadas en la vida diaria, mientras que las más elaboradas eran reservadas para el uso de personas prestigiosas o para las ocasiones y ceremonias especiales. Los arqueólogos  interesados en las funciones de las vasijas han sugerido que las cerámicas caribeña y amazónica redondas con asas pudieron haber sido diseñadas para comidas calientes, como cocidos.

En el caso que nos ocupa, la vasija doble, es poco usual su aparición como pieza, lo cual implica un uso y fabricación limitado a espacios rituales en estas sociedades aborígenes y cuya abundancia no es común en museos y entre coleccionista, dándole una rareza a la misma, tanto por su forma estética particular y bien lograda, como por su inusual presencia como pieza colocándola entre las de mucha curiosidad y extrañeza del arte taíno. Con asas poco pronunciadas en esta vasija doble, el murciélago es el motivo inspirador y muy recurrente en el artista local, marcado a su vez por una alta ritualidad procedente de patrones culturales que veían al murciélago como un  ciclo representativo de la vida y la muerte, de ahí su reiteración y presencia en el arte taíno.

Conoce más sobre la cultura taína al consultar el libro Taínos : orígenes, cultura, creencias, arte, herencia  en la Mediateca del Centro León  con el código RD/972.9301/T134o.

 

M 022175

 

“El universo artístico taíno se movía dentro de un contexto preponderantemente religioso, donde la religión era una forma importante de cohesión social. En ese caso, muchos objetos que aparentemente tenían un uso cotidiano terminaron por introducirse en espacios cuyo objetivo principal era la ritualidad. En síntesis, los tainos supieron combinar magistralmente sus creencias religiosas con el arte, la tecnología y la creatividad.”

Jorge Ulloa Hung , extracto del libro Tesoros del arte taíno

 

Los amuletos son un arte en miniatura, casi siempre una forma agachada o de cuclillas realizados mayoritariamente de piedra, y en algunos casos de madera, hueso y concha. Los objetos podían simbolizar al ídolo de la cohoba o un animal mítico. En todo momento estos aparecían con un gran despliegue de incisos y de varios tamaños que implicaba un especializado, delicado y difícil oficio del arte enminiatura.

En esta pieza podemos observar un amuleto representando siameses en cuchillas, unidos por los costados. Al nivel de hombros, se encuentra una perforación que indica su uso como colgante. Las deidades colgantes, eran la forma particular de veneración y relación con el mundo de los dioses y, por tanto, con una función esencialmente sagrada, y de protección, lo cual no impidió que cada amuleto fuera concebido, en sí mismo, como un objeto decorativo por el conjunto de intervenciones que lo acompañan. En general están diseñados a partir de una figura agachada que posee ojos, orejas y boca, está en forma de hocico, que nos acercan a su familiaridad con el animal o figura humana. Otros amuletos suelen representar la rana, el murciélago, entre otros, y su reiterada posición en cuclillas, representaba en ellos el ciclo de la vida y la muerte. 

Consulte otros amuletos y piezas similares dentro la sección de Mediateca, en el apartado Colección de Bienes Culturales, ingresando la palabra “amuleto”. 

 

 

Este collar, confeccionado aproximadamente entre 350 al 1500 d. C. , fue hecho utilizando  335 colmillos de perro, animal con el que el taíno logra desarrollar un afecto extra-familiar y de grupo, también conocido como perro mudo o Aon, que junto a la cotorra eran los únicos animales domesticados en esa sociedad. En algunos casos, el Aon se engordaba con fines alimenticios, para luego sacrificarlo y obtener el colmillo con el que se hacía este collar. Los dientes del collar están decorados conlíneas incisas cerca de la corona del diente y se puede observar que casi todas las cuentas tienen el mismo diseño.

A igual que el amuleto, su contexto corresponde a una estructura de poder en la que el collar expresa esas diferencias sociales en las que ya se desenvolvía la sociedad taina a la llegada de los españoles en 1492. Debió pertenecer a un personaje importante en la comunidad, posiblemente el cacique, ya que representa una  jerarquía política.Se acostumbraba a llevarlo a la tumba como parte del ajuar y las ofrendas del mortuorio o funeral del cacique apareciendo alrededor de grandes sepulcros. 

Conoce más información sobre el arte taino consultando  el libro Arte Taíno de Onorio Montás , Pedro José Borrell y Frank Moya Pons en la Mediateca del Centro León con el códigoRD/709.011/M766a.

M 000317

 

Descripción

Potiza acorazonada de gran tamaño semejando dos senos en la parte superior, en cada lateral presenta un rostro antropomorfo seguido de una decoración con incisos punteada en círculos concéntricos, con el círculo central terminado en un punto.

A propósito de la celebración el próximo 9 de agosto del Día Internacional de las Poblaciones Indígenas se realizó la presentación de la Piedra Ceremonial Taína, donada a esta institución cultural por la familia De Moya - Malagón in memoriam de Máximo E. De Moya Vega.

Publicado en 2013

Tesoros del Arte Taíno .

Publicado en Publicaciones