La artista criada en Santo Domingo considera que sus viajes fuera del país han cambiado su percepción sobre la realidad social y artística de República Dominicana.